-En 17 días vence el plazo- ¡No a la Ley garrote!

0
130

Por Noemí Valdez

Reportera de NOTIVER

Foto del corresponsal

“Yo no soy un represor como Yunes o Duarte, yo estuve en protestas pacíficas, sin violentar, a mí me golpearon y eso fue público, pero la sociedad estaba harta de que denunciaban al delincuente y más tardaban en meterlo que sacarlo”.

Con una pelea con el reportero Walter Ramírez y esos argumentos, el Gobernador Cuitláhuac García, dijo que no modificará el Código Penal que recientemente fue aprobado por el Congreso Local donde se sanciona el llamado “ultraje a la autoridad” y ha sido usado para detener a la gente se ha manifiesta pacíficamente.

En la ronda de preguntas durante la conferencia de prensa que dio desde Palacio de Gobierno, el mandatario estatal, se enfrascó en una discusión, y aseveró que las modificaciones a la norma local se hicieron pensadas en castigar a quienes pertenecen al crimen organizado.

A pregunta puntual sobre si desde el Poder Ejecutivo se ve al ciudadano como “un delincuente” y por lo cual se incrementó la pena, el Gobernador aseguró que no es ese el objetivo de dicha modificación.

“Es falso, no es cierto, expliqué por qué se incrementaron las penas, es el ejercicio de la violencia armada contra policías y el objetivo no fue solo proteger a los policías porque tienen sus formas de protección, sino que el problema fue jurídico porque la delincuencia organizada usaba artimañas para zafarse”

Como es su costumbre, acusó al comunicador de “no haber hablado” de otros gobernadores y el reportero lo encaró y le refirió que no fue así.

Asimismo, aseguró que las modificaciones obedecen a que los jueces le señalaron que no tenían la herramienta jurídica para poder aplicar la prisión preventiva.

“No fue una cuestión mía, tuvimos varias reuniones con expertos y la Comisión de Seguridad, estuvimos con los diputados, incluso se presentó al pleno y se regresó a Comisiones para evitar que existiera ambigüedad”, argumentó.

Pese a ello, consideró que en caso de requerirse, los expertos en materia de seguridad y derechos humanos podrían realizar un foro en el que se recopilen sus opiniones y se presenten los cambios que podrían realizarse al Código Penal en relación con dicho delito, pero por su parte no promoverá nada.